La guitarra clásica y las púas

  • La guitarra española, también llamada guitarra clásica, es un instrumento musical de cuerda compuesto por una caja de madera, un mástil, seis cuerdas y un diapasón. Sobre este último se colocan los trastes, que son los que dan lugar a las notas. Es el instrumento más utilizado por cantautores y en géneros como el blues, el rock o el flamenco.

    No está muy claro el origen de este instrumento, por eso se han seguido e investigado las esculturas y obras pictóricas encontradas a lo largo de la historia, porque en muchas de ellas han encontrado antecedentes de la guitarra actual.

     

    Una de las hipótesis sostiene que la guitarra viene del laúd, que fue un instrumento con mástil introducido por los árabes en España, donde evolucionó merced a los gustos musicales plebeyos hasta convertirse en la guitarra actual.

     

    Para tocar la guitarra hay que apoyar la caja armónica sobre el regazo, con el mástil hacia la izquierda, aunque hay variedades si se es diestro o zurdo. Las cuerdas graves se posicionan arriba y las agudas abajo. Las cuerdas se tocan con la mano derecha mediante una púa, de grosor 0.50 milímetros, porque las cuerdas de la guitarra española son muy finas. No es recomendable utilizar púas de más de 1 milímetro porque pueden romper las cuerdas. En las guitarras eléctricas, el grosor de la púa es de más de 1 milímetro.

     

    Dependiendo del material, los sonidos pueden cambiar. Si usamos una púa de celuloide, se produce un timbre más plano que con una púa de nylon rígido, que puede acentuar el chasquido y la claridad.

     

    Las guitarras son un gran instrumento que aceptan todo tipo de géneros musicales. Se puede encontrar música para guitarra en numerosos sitios, entre ellos Internet, y por su popularidad es uno de los instrumentos más usados en la historia de la música.
     

    Imagen