Partes de la guitarra, el hueso

  • Partes de la guitarra, el hueso

    De las partes de la guitarra, en el sonido la más importante es la tapa, pero ¿cómo se conectan las cuerdas y la tapa?

    La tapa armónica es la membrana acústica, es una de las partes de la guitarra más importantes.

    Anteriormente, en otras publicaciones, ya hemos hablado de la importancia de que la tapa siempre sea maciza, porque la vibración de ésta es imprescindible. Los instrumentos de bajo coste que tienen la tapa laminada, tienen menos vibración en este elemento y por lo tanto suenan mucho menos.

    Si se tiene la ocasión de hacer una comparación, el resultado es muy llamativo.

    Pero en este caso el planteamiento es cómo se transmite el sonido de las cuerdas a la tapa para conseguir sacar sonido.

    Seguramente no es algo que los guitarristas se planteen, pero es algo de vital importancia en este instrumento.

    Pues bien, la vibración pasa de las cuerdas a la tapa armónica a través de la selleta ubicada en el puente y también a través de la cejuela, ubicada en el “puente de arriba”, entre el diapasón y la cabeza. Al ser transmisores del sonido, son considerados como partes de la guitarra esenciales.

    Aunque el hueso en la selleta no esté en contacto directo con la tapa, esta vibración se hace a través del puente. Cabe mencionar que el hueso no está en contacto directo con la tapa, porque de la misma vibración, la tapa se dañaría.

    Material con el que se fabrica los “huesos” de la guitarra

    Tradicionalmente, las selletas se han elaborado siempre con hueso. Hueso de ternera que se limpia y lima para conseguir la forma deseada.

    También se utiliza en algunas ocasiones cornamenta de diferentes animales, claro que tiene que ser cornamenta legal.

    De la misma manera podemos encontrar guitarras, de hace años, de luthieres muy importantes, con los huesos y clavijas hechas de marfil.

    También se puede utilizar madera para hacer los huesos, aunque tendría que ser madera muy dura, como la caoba, que resista la fricción de las cuerdas.

    Hoy en día, también se utilizan materiales sintéticos como la melamina o el plástico. Incluso, en guitarras eléctricas los “huesos” suelen ser de metal.

    Diferente material, diferente sonido.

    Dependiendo el tipo de material que se utilice, se va a conseguir un “color” de sonido diferente. Un matiz que depende de la capacidad de vibración del material empleado.

    Cuando estas partes de la guitarra están hechas de hueso, vamos a conseguir un sonido más percusivo que si utilizamos melamina. Pero si utilizamos metal, todavía se conseguiría un sonido mucho más metálico.

    Básicamente depende del sonido que tenga la guitarra para aplicar el material adecuado en estas partes de la guitarra.

    En Guitarras Alhambra, elegimos entre hueso y melamina, dependiendo el modelo de guitarra, para conseguir el mejor sonido, el más equilibrado.

    Por poner un ejemplo, en la guitarras flamencas, a partir de 8F estos elementos son de hueso.

    Aunque siempre hay que tener presente que son elementos fácilmente sustituibles, y que la elección del guitarrista siempre es posible.